En su afán de mejora continua, el Registro Ofical del ".es" ha implementado una serie de tecnologías y procedimientos adicionales que redundan en  la mejora de la calidad del servicio.

El objetivo es satisfacer las exigencias de los ciudadanos en materia de seguridad, conectividad, lucha contra el fraude, identidad digital, comercio electrónico, etc. Estos valores añadidos permiten al ".es" posicionarse como un dominio avanzado y muy comprometido con las necesidades de sus usuarios.